HUMITOS

Te lo digo en tu idioma

martes, 9 de diciembre de 2008

Simplemente...




Escribo para que me puedas escuchar.
Escribo para que puedas verme , detrás de las palabras.
Tal vez pueda sorprenderte justo en este instante.
Tal vez...aunque no pueda estar nunca junto a vos.

HUMO

5 comentarios:

  1. pues escribe escribe...que siempre es un placer leerte
    feliz feliz miércoles
    tienes el flog a tope
    me alegro por ello
    besos guapa
    feliz feliz

    ResponderEliminar
  2. esto cada vez esta mas bonico..
    mas amueblao..
    sigue, sigue escribiendo..
    besicos..

    ResponderEliminar
  3. Que lindo! Simplemente como que fuera simple..cuando en realidad no se si llega a ser algo tan simple hablarle al otro y tratar de estar cerca!
    muy lindo lo que escribis! Me gusta mucho, te leo aca, en el fotolog..asique..te sigo leyendo!
    besos!

    ResponderEliminar
  4. solaymelancolicadiciembre 10, 2008

    Hola...

    Te sigo del fotolog...

    Me ha encantado el post de hoy, me recordo a una madrugada con miamor, madrugada por ke no se nos permite amanecer juntos, pero uno se hace de sus mañas para conseguir al menos tres cuartos de lo que quiere...

    Un beso enorme desde un rinconcito del mundo...

    Me gusta mucho como escribes, te felicito...

    Humo... interesantes las razones jeje...

    ResponderEliminar
  5. Cuatro años después...me alegro que hayas seguido escribiendo
    abrazos
    W.

    ResponderEliminar

Y esta palabra, este papel escrito
por las mil manos de una sola mano,
no queda en ti, no sirve para sueños,
cae a la tierra: allí se continúa.

Pablo Neruda

Gracias por visitarme y anidar en mi, la primavera.

HUMO

EL EXPLORADOR...by Humo.

EL EXPLORADOR...by Humo.
Un mundo por descubrir.

LOS HIJOS

LOS HIJOS
Son la parte más bella de mí...
Los hijos son el único, puro y verdadero e incondicional amor
que existe...


UN DÍA DE FURIA

UN DÍA DE FURIA
Tengo mi temperamento...
Me arrancaste la sonrisa de la cara
a girones, con palabras nauseabundas.
No mediste consecuencias,
poco te importó el impacto de tal acto.
Sentimientos rotos,
dolor agudo y sangrado.
Me quebré por dentro
y afloró la lágrima,
la rabia, la impotencia.
Abriste la puerta equivocada
e invadiste mi espacio
como un ratero,
escupiendo el odio visceral
de tus entrañas
a lo más sagrado, que es, un hijo.
Fué un golpe bajo, inesperado.
Yo, no lo merecía.
Y vos... vos, me das asco!